Tareas en tiempos de covid-19

"Para la gloria de Dios y el Bien de la gente.."

MUCHAS GRACIAS POR SU PRONTA Y VALIOSA AYUDA

HAPAX Dietrich Bonhoeffer Verein Oesterreich

Lainer Paul Ing – Technisches Büro Für Installationstechnik

La Caracola desde 1998

CARTAGENA DE INDIAS
MAYO 13 DE 2020.
Queridos amigos y cooperantes de la Fundación Madre
Herlinda Moises, reciban un fraternal saludo.

 

Desde el 21 de marzo del año en curso el Covid 19 nos cambió
también la vida. Al igual que muchas ciudades en el mundo
iniciamos una cuarentena, lo que significó que la mayoría de los
colombianos cambiaron sus actividades diarias por trabajo en
casa, vacaciones colectivas o en el peor de los casos
desempleados. Estas medidas se tomaron con el fin de prevenir
la propagación del virus, lo que ha obligado a que la mayor parte
de la población permanezca inactiva; ésta medida ha afectado
económicamente a las familias conllevando también a
afectaciones emocionales como el estrés.

 

El gobierno está muy preocupado por la economía del país y las
familias que viven del día a día piensan como van a sobrevivir.
No es una situación fácil de explicar cuando encontramos
personas en la calle como vendedores ambulantes, motaxistas,
taxistas, entre otros; que se atreven a salir por la necesidad que
les apremia. Otros sectores cambiaron sus directrices a ofrecer
servicios virtuales lo que conlleva también a tener personas en la
calle haciendo entrega de los domicilios.

 

Ante el riesgo de contagio el Gobierno Nacional empezó a
entregar alimentos no perecederos a familias vulnerables, pero
como en Colombia es un sector que abarca un porcentaje
significativo la intervención no ha sido suficiente. Es por esta
razón que la Fundación Madre Herlinda en conjunto con la
Parroquia San Jerónimo de Pasacaballos iniciamos una
campaña de recolección de alimentos. Hemos entregado más de
seiscientos (600) paquetes alimenticios a comunidades de difícil
acceso como Bocacerrada, Leticia y Recreo gracias al apoyo de
la Reserva Naval quien nos acompaña con el transporte.

 

Hay mucho por hacer en nuestras comunidades, los
contagios siguen aumentando y estamos en espera de
las nuevas medidas que pueda adoptar el gobierno.
Los niños siguen casa recibiendo educación virtual o
guias de trabajo que envian sus profesores impresas.
Los adultos mayores no tienen permiso de salir las
calles. No se atienden citas médicas para evitar
contagios.

La Fundación esta realizando encuentros con su
equipo de trabajo para establecer la nueva
metodologia de trabajo para prevenir contagios sin
dejar de seguir sirviendo a nuestras comunidades.
Queremos a agradecer a todas las personas que nos
han apoyado en ésta campaña, por el apoyo rápido y
su confianza. En la página web se pueden ver algunas
fotos y clips de vídeo.
Un saludo cordial.

 

Reinhold Oster y Equipo de trabajo de la
Fundación Madre Herlinda Moises.

Reserva naval de Colombia

Cartagena de Indias – Pascua 2020.

Este año vivimos una pascua diferente, marcada por una pandemia mundial que nos ha llamado a estar separados pero a la vez unidos para poder afrontarla. “La gran familia humana enfrenta una dura prueba – Papa Francisco”. Nos ha tocado cambiar aspectos de nuestras  vidas en un abrir y cerrar de ojos.

Nuestros gobernantes nos han llamado a “QUEDARNOS EN CASA”, se han implementado estrategias  para controlar la salida de los miembros de la familia a  abastecerse, como el pico y cedula, por número y género; sin embargo las características y contextos de nuestras comunidades no han permitido que estas recomendaciones se cumplan con éxito y justamente nuestra labor educativa hace énfasis en apoyar este mandato para que nuestras comunidades se protejan pues muchos no han comprendido la gravedad de la situación y la responsabilidad de cumplir con las recomendaciones. El abastecerse no ha sido fácil, las largas filas y el alza de los precios de la canasta familiar están a la orden del día.

Las escuelas y universidades están cerradas. Los vuelos nacionales e internacionales se cancelaron al igual que el acceso a nuestros puertos. Los viajes en autobús se han reducido en un gran porcentaje. Muchas empresas han parado y cerrado. Los trabajadores independientes que viven del día a día como los mototaxis, empleados temporales, los jornaleros, los vendedores ambulantes, taxistas, entre otros han tenido que quedarse en casa, lo que afecta la economía de muchos hogares.

La Fundación Madre Herlinda Moises no ha sido indiferente ante ésta difícil situación y también ha afrontado algunos cambios; por ejemplo, enviamos a nuestros beneficiarios a sus hogares, nuestros jóvenes voluntarios de Austria y Alemania interrumpieron sus actividades y regresaron a sus países, sólo el padre Kurt Udermann nuestro primer “voluntario pensionado” pudo quedarse.  Se han celebrado Eucaristías en la pascua con algunos miembros de la fundación, siempre cumpliendo con los protocolos de bioseguridad. Las reuniones del equipo de trabajo han cambiado de presencial a plataformas virtuales.

Atendiendo al llamado del Papa Francisco de “CONTAGIARNOS”, pero de solidaridad, esperanza y amor,  hemos promovido una campaña de recolección de alimentos no perecederos para apoyar a las familias menos favorecidas de Pasacaballos. Ya nos han llegado las primeras donaciones las cuales hemos entregado cumpliendo las recomendaciones y evitando las aglomeraciones.

La Fundación Madre Herlinda Moises ofrece cooperación al gobierno regional para aliviar la crisis que enfrentamos.

Muchas gracias por su ayuda y apoyo.